Volver
15 de febrero de 2019

LA PLANTA DE APROVECHAMIENTO ENERGÉTICO DE BIOGÁS OPTIMIZA SU TECNOLOGÍA

Se han instalado unos nuevos filtros de carbón activo para mejorar el rendimiento de la planta y minimizar el impacto ambiental

TERSA, responsable de la explotación de la Planta de aprovechamiento energético de biogás del antiguo depósito controlado de la Vall d’en Joan, situado en el Garraf, ha instalado unos nuevos filtros de carbón activo con el objetivo de optimizar el proceso de desgasificación y mejorar el rendimiento de la planta.

En concreto los filtros se han incorporado en la línea de impulsión del biogás hacia los motores para reducir las partículas químicas de efecto incrustante que perjudican gravemente el funcionamiento de los motores de valorización.

De esta forma, la medida permite mejorar la conservación y utilización de los motores y, como consecuencia, reducir las paradas por mantenimiento.

Además, se ha mejorado la estabilidad en el proceso de desgasificación del vertedero, disminuyendo así el impacto ambiental de la instalación.  

Un año en funcionamiento

En enero del año pasado, TERSA asumió el encargo del Área Metropolitana de Barcelona para gestionar la Planta de aprovechamiento energético de biogás.  

Esta actividad implica la desgasificación del antiguo depósito controlado y la producción de energía eléctrica proveniente del biogás de los residuos. Finalmente, la energía eléctrica obtenida, 100€ renovable, se comercializa a través de Barcelona Energía.

Desde el inicio de su encargo, TERSA ha centrado sus esfuerzos en llevar a cabo las mejoras tecnológicas necesarias para optimizar al máximo el funcionamiento y rendimiento de la planta, así como minimizar el impacto ambiental se su actividad.